Ver el listado de todas las noticias

Polémico e inspirador Alejandro Ruelas-Gossi: Si pudiera definir estrategia lo haría en tres palabras: cambiar el juego

22 Mayo 2014

Hoy hace una semana desde que acudimos al Talent House de Fomento de San Sebastián a una charla de Alejandro Ruelas-Gossi que desde luego, como veis, no nos dejó indiferentes.

 

Han pasado los días pero el poso de las ideas ha perdurado, nuestras cabezas han pensado, meditado y reflexionado sobre las consecuencias del low cost, la estrategia basada en la “competitividad” y no en la innovación y las anécdotas y vivencias escuchadas en la charla. Tenemos que agradecer a Alejandro estos días (y los que quedan) en los que hemos avanzado en el proceso de reinventar nuestra forma de entender la gestión y de hacer consultoría que empezamos ya hace unos meses.

 

Pero hoy no queremos hablaros de lo que nosotras hemos pensado sino que queremos compartir sus reflexiones con aquellos que no pudisteis estar presentes para que podáis pensar y explorar sus ideas tal y como lo hemos hecho nosotras. Os dejamos algunas de las principales ideas fuerza que lanzó en la jornada.

 

Uno de los grandes “males” actuales es lo que él llama “Sameness”. Se trata de hacer lo mismo que la competencia, copiarse los unos a los otros y utilizar como única forma de diferenciación el hacerlo más barato. Esto hace que caigamos en los denominados “cuatro obsesiones del management”:

 

1. La obsesión por el precio bajo:

La obsesión por el precio bajo, creyendo que eso es lo que hace a las empresas competitivas, se ha extendido por todo el mundo. El low cost es el causante de la situación actual ya que, al final, en lo que consiste es en pagar menos a empleados y proveedores, empobreciendo de este modo a las clases medias. Tras unos años en los que hemos estado añadiendo cualidades al producto o servicio (aumentando el valor aportado), estamos volviendo hacia atrás restando cosas para conseguir ser más baratos. Centrarse en mejorar la eficiencia es una trampa ya que hace que las personas no dediquemos tiempo a pensar y ¡no se puede innovar sin pensar!. Según Ruelas-Gossi “Los últimos 20 años son donde menos innovación tecnológica ha habido de los últimos 100”

 

2. La obsesión por el cliente:

El reto de las empresas no debe ser escuchar al cliente (ya que todos mienten) si no anticiparse a sus necesidades y ofrecerle una propuesta de valor que “lo atrape”. Ruelas-Gossi establece una comparación con la mosca, la araña y la telaraña. Si una empresa (araña) quiere fidelizar a su cliente (mosca), no es suficiente ofrecerle el precio más barato (sería como tejer una telaraña de un solo hilo) si no que debe orquestar diferentes “hilos” de forma que le ofrezca una propuesta de valor única que consiga fascinar al cliente.

 

3. La obsesión por la competencia:

Debemos dejar de observar continuamente lo que está haciendo la competencia ya que ello nos llevará a imitar y copiar su estrategia y sus productos, volviendo al concepto de sameness ya comentado. Debemos pasar a ofrecer algo mejor y diferenciado de manera que consigamos que la competencia sea “irrelevante” para nuestra empresa.

 

4. La obsesión por el valor agregado:

Las empresas suelen intentar agregar valor a su empresa integrándose verticalmente en la cadena de valor creyendo que haciéndolo todo ellos así lo conseguirán. Pero, Ruelas-Gossi defiende que las debilidades no se mejoran y, por eso, debemos centrarnos en las fortalezas, orquestando una red de colaboradores que trabajen lo que para ti es una debilidad.

 

 

El eje central de toda la exposición fue la de invertir el pensamiento. Debemos dejar a un lado el low-cost para invertir en innovación, creando un proceso dual o círculo virtuoso entre conocimiento y riqueza ya que con dinero se genera conocimiento y el conocimiento genera dinero.

 

 

 

 

 

 

Suscríbete al boletín de In-situ Consultoría Operativa

C/Portuetxe 14 2º Oficina 7, 20018 Donostia
Tel.: +34 943 265 529
Copyright © 2013 In-situ Consultoría Operativa